Santísima Trinidad

Gloria al Padre, gloria al Hijo y gloria al Espíritu Santo, como era en un principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.

Sagrada Familia

Jesús, José y María os doy el corazón y el alma mía.

Sagrado Corazón De Jesús

Sagrado Corazón De Jesús, en vos confío.

Inmaculado Corazón De María

Inmaculado Corazón de María, sed la salvación del alma mía.

Espíritu Santo

Espíritu Santo, ilumíname y santifícame.

martes, 24 de diciembre de 2019

Ya Viene El Niño - Cantos

Ya Viene El Niño
Ya viene el niño jugando entre flores
y los pajaritos le cantan amores
ya se despertaron los pobres pastores
y le van llevando pajitas y flores

La cama está fría, la cama está dura
la cama está fría, la cama está dura
la Virgen María llora con ternura
la Virgen María llora con ternura

Ya no mas se caen todas las estrellas
a los pies del Niño más blancos que ellas
el gallo en el parque ya se ha despertado
la Virgen se asusta y el Niñito llora

Yo te voy a hacer una casa y lecho
huye de Belén y vente a mi pecho

Niñito bonito manojo de flores
niñito bonito manojo de flores
llora pobrecito por los pecadores
llora pobrecito por los pecadores

sábado, 21 de diciembre de 2019

Campana Sobre Campana - Cantos

Campana Sobre Campana
Campana sobre campana 
y sobre campana una
asómate a la ventana 
verás un niño en la cuna

Belén, campanas de Belén
que los ángeles tocan
qué nueva nos traéis

Belén, campanas de Belén
que los ángeles tocan
qué nueva nos traéis

Recogido tu rebaño
a dónde vas pastorcito
voy a llevar al portal
requesón, manteca y vino

Belén, campanas de Belén
que los ángeles tocan
qué nueva nos traéis

Belén, campanas de Belén
que los ángeles tocan
qué nueva nos traéis

Campana sobre campana
y sobre campana dos
asómate a la ventana
porque ha nacido el Señor

Belén, campanas de Belén
que los ángeles tocan
qué nueva nos traéis

Belén, campanas de Belén
que los ángeles tocan
qué nueva nos traéis

viernes, 20 de diciembre de 2019

Ay Que Lindo - Cantos

Ay Que Lindo
Ay, qué lindo, ay, qué bello
ay, qué hermoso, ay, ay, ay
el amor a sus ovejas
del cielo lo hizo bajar

Bienvenido a nuestro valle
pastorcillo celestial
el ganado ya perdido
bien pudiéramos hallar
pero sólo con tu vista
ya se vuelve a restaurar

Pastorcillo de los cielos
yo te vengo a regalar
estas dos palomas blancas
que es regalo singular
allá niño en los cantares
el misterio le has de hallar

Pastorcillo niño amante
bendecir te dignarás
a estos pobres pastorcillos
que te han venido a adorar
mas bendice dulce niño
que el alba se acerca ya

Pastorcillo niño hermoso
que puedes galardonar
de los simples pastorcillo
la mayor sinceridad
el ganado ya nos llama
adiós Niño, queda en paz

jueves, 19 de diciembre de 2019

Hacia Belen Va Una Burra - Cantos

Hacia Belen Va Una Burra
Hacia Belén va una burra rin, rin
yo me remendaba
yo me remendé
yo me eché un remiendo
yo me lo quité
cargada de chocolate

Lleva su chocolatera rin, rin
yo me remendaba
yo me remendé
yo me eché un remiendo
yo me lo quité
su molinillo y su anafe

María, María
ven acá corriendo
que el chocolatillo
se lo están comiendo

En el portal de Belén rin, rin
yo me remendaba
yo me remendé
yo me eché un remiendo
yo me lo quité
gitanillos han entrado

Y al niño que está en la cuna rin, rin
yo me remendaba
yo me remendé
yo me eché un remiendo
yo me lo quité
los pañales le han robado

María, María
ven acá volando
que los pañalitos
los están llevando

En el portal de Belén rin, rin
yo me remendaba
yo me remendé
yo me eché un remiendo
yo me lo quité
los ratones han entrado

Y al pobre de San José rin, rin 
yo me remendaba
yo me remendé
yo me eché un remiendo
yo me lo quité
le han roído los calzones

María, María
ven acá corriendo
que los calzoncillos
los están royendo



miércoles, 18 de diciembre de 2019

El Tamborilero - Cantos

 
El camino que lleva a Belén
bajas hasta el valle que la nieve cubrió
los pastorcillos quieren ver a su rey
le traen regalos en su humilde zurrón
ropopopom, ropopopom
ha nacido en un portal de Belén el Niño Dios

Yo quisiera poner a tus pies
algún presente que te agrade, Señor
mas tú ya sabes que soy pobre también
y no poseo más que un viejo  tambor
ropopopom, ropopopom
en tu honor frente al portal tocaré con mi tambor

El camino que lleva a Belén
lo voy marcando con mi viejo tambor
nada mejor hay que te pueda ofrecer
su ronco acento es un canto de amor
ropopopom, ropopopom
cuando Dios me vio tocando ante Él, se sonrió

martes, 17 de diciembre de 2019

Anton Tiruliruliru - Cantos

Anton Tiruliruliru

Antón tiruliruliru
Antón tirulirulá
Antón tiruliruliru
Antón tirulirulá

Jesús al pesebre
vamos a adorar
Jesús al pesebre
vamos a adorar

Duérmete, niño chiquito
que la noche viene ya
cierra pronto tus ojitos
que el viento te arrullará

Antón tiruliruliru
Antón tirulirulá
Antón tiruliruliru
Antón tirulirulá

Jesús al pesebre
vamos a adorar
Jesús al pesebre
vamos a adorar

Duérmete, niño chiquito
que tu Madre velará
cierra pronto tus ojitos
porque la entristecerás

Antón tiruliruliru
Antón tirulirulá
Antón tiruliruliru
Antón tirulirulá

Jesús al pesebre
vamos a adorar
Jesús al pesebre
vamos a adorar

lunes, 16 de diciembre de 2019

Corramos A Belen - Cantos

Corramos A Belen - Cantos
Corramos A Belén que las doce ya son
en un pobre portal nació el Niño Dios
corramos a Belén a ver al Niño Dios
llevemos regalitos a María y a José

Din, don, dan, din, don, dan
las campanas dan
dan las doce de la noche en la torre parroquial

Din, don, dan, din, don, dan
las campanas dan
dan las doce de la noche en la torre parroquial
 
Din, don, dan, din, don, dan
las campanas dan
ha nacido un chiquitito
en los valles de Judá

jueves, 12 de diciembre de 2019

Novena A La Virgen De Guadalupe

Virgen De Guadalupe

Acto De Contrición (Para Todos Los Días)


Señor mío Jesucristo,
Dios y Hombre verdadero,
Creador y Redentor mío,
por ser vos quien sois,
y porque os amo sobre todas las cosas,
me pesa de todo corazón haberos ofendido.

Propongo enmendarme y confesarme a su tiempo
y ofrezco cuanto hiciere en satisfacción de mis pecados,
y confío en vuestra bondad y misericordia infinita,
que me perdonéis y me des gracia para nunca más pecar.

Así lo espero por intercesión de mi Madre,
nuestra Señora la Virgen de Guadalupe.

Amén.

Después del acto de contrición, se hace la petición que se desea y se reza cuatro Salves (una por cada aparición). La novena continúa con la oración diaria que puedes encontrar a continuación. Después de la oración del día, siempre se termina con un Padrenuestro, un Avemaría y un Gloria. 

Día Primero

¡Oh Santísima Señora de Guadalupe!

Esa corona con que ciñes tus sagradas sienes publica que eres Reina del Universo. Lo eres, Señora, pues como Hija, como Madre y como Esposa del Altísimo tienes absoluto poder y justísimo derecho sobre todas las criaturas.

Siendo esto así, yo también soy tuyo; también pertenezco a Ti por mil títulos; pero no me contento con ser tuyo por tan alta jurisdicción que tienes sobre todos; quiero ser tuyo por otro título más, esto es, por elección de mi voluntad.

Ved que, aquí postrado delante del trono de tu Majestad, te elijo por mi Reina y mi Señora, y con este motivo quiero doblar el señorío y dominio que tienes sobre mí; quiero depender de Ti y quiero que los designios que tiene de mí la Providencia divina, pasen por tus manos.

Dispón de mí como te agrade; los sucesos y lances de mi vida quiero que todos corran por tu cuenta. Confío de tu benignidad, que todos se enderezarán al bien de mi alma y honra y gloria de aquel Señor que tanto se complace en todo el mundo.

Amén. 

Día Segundo

¡Oh Santísima Virgen de Guadalupe!

Que bien se conoce que eres Abogada nuestra en el tribunal de Dios, pues esas hermosísimas manos que jamás dejan de beneficiarnos las juntas ante el pecho en ademán de quien suplica y ruega, dándonos con esto a ver que desde el trono de gloria como Reina de Ángeles y hombres haces también oficio de abogada, rogando y procurando a favor nuestro.

¿Con qué afectos de reconocimiento y gratitud podré pagar tanta fineza?, siendo que no hay en todo mi corazón suficiente caudal para pagarlo.

A Ti recurro para que me enriquezcas con los dones preciosos de una caridad ardiente y fervorosa, de una humildad profunda y de una obediencia pronta al Señor.

Esfuerza tus súplicas, multiplica tus ruegos, y no ceses de pedir al Todopoderoso me haga suyo y me conceda ir a darte las gracias por el feliz éxito de tu intermediación en la gloria.

Amén.

Día Tercero

¡Oh Santísima Virgen María de Guadalupe!

¡Qué puedo creer al verte cercada de los rayos del sol, sino que estás íntimamente unida al Sol de la Divinidad, que no hay en tu casa ninguna cosa que no sea luz, que no sea gracia y que no sea santidad!

¡Qué puedo creer sino que estás anegada en el piélago de las divinas perfecciones y atributos, y que Dios te tiene siempre en su corazón! Sea para bien, Señora, tan alta felicidad.

Yo, entre tanto, arrebatado del gozo que ello me causa, me presento delante del trono de tu soberanía, suplicándote te dignes enviar uno de tus ardientes rayos hacia mi corazón; ilumina con su luz mi entendimiento; enciende con su luz mi voluntad; haz que acabe yo de persuadirme de que vivo engañado todo el tiempo que no empleo en amarte a Ti y en amar a mi Dios; haz que acabe de persuadirme de que me engaño miserablemente cuando amo alguna cosa que no sea mi Dios y cuando no te amo a Tí por Dios.

Amén.

Día Cuarto

¡Oh Santísima María de Guadalupe!

Si un ángel del cielo tiene por honra tan grande suya estar a tus pies y que en prueba de su gozo abre los brazos y extiende las alas para formar con ellas repisa a tu Majestad, ¿qué deberé yo hacer para manifestar mi veneración a tu persona, no ya la cabeza, ni los brazos, sino mi corazón y mi alma para que santificándola con tus divinas plantas se haga trono digno de tu soberanía?

Dígnate, Señora, de admitir este obsequio; no lo desprecies por indigno a tu soberanía, pues el mérito que le falta por mi miseria y pobreza lo recompenso con la buena voluntad y deseo.

Entra a registrar mi corazón y verás que no lo mueven otras alas sino las del deseo de ser tuyo y el temor de ofender a tu Hijo divinísimo. Forma trono de mi corazón, y ya no se envilecerá dándole entrada a la culpa y haciéndose esclavo del demonio. Haz que no vivan en el sino Jesús y María.

Amén.

Día Quinto

¡Oh Santísima Virgen María de Guadalupe!

¿Qué otro vestido le correspondía a quien es un cielo por su hermosura, sino uno todo lleno de estrellas? ¿Con qué podía adornarse una belleza toda celestial, sino con los brillos de unas virtudes tan lucidas y tan resplandecientes como las tuyas?

Bendita mil veces la mano de aquel Dios que supo unir en tu hermosura tan peregrina con pureza tan realzada, y gala tan brillante y rica con humildad tan apacible. Yo quedo, Señora, absorto de hermosura tan amable, y quisiera que mis ojos se fijaran siempre en Ti para que mi corazón no se dejara arrastrar en otro afecto que no sea el amor tuyo.

No podré lograr este deseo si esos resplandecientes astros con que estás adornada no infunden una ardiente y fervorosa caridad, para que ame de todo corazón y con todas mis fuerzas a mi Dios, y después de mi Dios a Tí, como objeto digno de que lo amemos todos.

Amén.

Día Sexto

¡Oh Santísima Virgen María de Guadalupe!

¡Que bien dice a tu soberanía ese tapete que la luna forma a tus sagradas plantas! Hollaste con invicta planta las vanidades del mundo, y quedando superior a todo lo creado jamás padeciste el menguante de la más ligera imperfección: antes de tu primer instante estuviste llena de gracia.

Miserable de mí, Señora, que no sabiéndome mantener en los propósitos que hago, no tengo estabilidad en la virtud y solo soy constante en mis viciosas costumbres.

Duélete de mí, Madre amorosa y tierna; ya que soy como la luna en mi inconstancia, sea como la luna que está a tus pies, esto es, firme siempre en tu devoción y amor, para no padecer los menguantes de la culpa. Haz que esté yo siempre a tus plantas por el amor y la devoción, y ya no temeré los menguantes del pecado sino que procuraré darme de lleno a mis obligaciones,
detestando de corazón todo lo que es ofensa de mi Dios.

Amén.

Día Séptimo

¡Oh Santísima Virgen María de Guadalupe!

Nada, nada veo en este hermosísimo retrato que no me lleve a conocer las altas perfecciones de que dotó el Señor a tu alma inocentísima.

Ese lienzo grosero y despreciable; ese pobre pero feliz ayate en que se ve estampada tu singular belleza, dan claro a conocer la profundísima humildad que le sirvió de cabeza y fundamento a tu asombrosa santidad.

No te desdeñaste de tomar la pobre tilma de Juan Diego, para que en ella estampase tu rostro, que es encanto de los ángeles, maravilla de los hombres y admiración de todo el universo. Pues, ¿cómo no he de esperar yo de tu benignidad, que la miseria y pobreza de mi alma no sean embarazo para que estampes en ella tu imagen graciosísima?

Yo te ofrezco las telas de mi corazón. Tómalo, Señora, en tus manos y no lo dejéis jamás, pues mi deseo es que no se emplee en otra cosa que en amarte y amar a Dios.

Amén.

Día Octavo

¡Oh Santísima Virgen de Guadalupe!

Qué misteriosa y que acertada estuvo la mano del Artífice Supremo, bordando tu vestido con esa orla de oro finísimo que le sirve de guarnición.

Aludió sin duda a aquél finísimo oro de la caridad y amor de Dios con que fueron enriquecidas tus acciones. ¿Y quién duda, Señora, que esa tu encendida caridad y amor de Dios estuvo siempre acompañada del amor al prójimo y que no, por verte triunfante en la patria celestial, te has olvidado de nosotros? Abre el seno de tus piedades a quien es tan miserable; dale la mano a quien caído te invoca para levantarse; tráete la gloria de haber encontrado en mí una miseria proporcionada, más que todas, a tu compasión y misericordia.

Amén.

Día Noveno

¡Oh Santísima Virgen de Guadalupe!

¿Que cosa habrá imposible para Ti, cuando multiplicando los prodigios, ni la tosquedad ni la grosería del ayate le sirven de embarazo para formar tan primoroso tu retrato, ni la voracidad del tiempo en mas de cuatro siglos ha sido capaz de destrozarle ni borrarle?

¡Que motivo tan fuerte es este para alentar mi confianza y suplicarte que abriendo el seno de tus piedades, acordándote del amplio poder que te dió la Divina Omnipotencia del Señor, para favorecer a los mortales, te dignes estampar en mi alma la imagen del Altísimo que han borrado mis culpas!

No embarco a tu piedad la grosería de mis perversas costumbres, dígnate solo mirarme, y ya con esto alentaré mis esperanzas; porque yo no puedo creer que si me miras no se conmuevan tus entrañas sobre el miserable de mí. Mi única esperanza, después de Jesús, eres tú, Sagrada Virgen María.

Amén.

miércoles, 27 de noviembre de 2019

Novena A La Virgen Milagrosa Inmaculada

Virgen Milagrosa Inmaculada

En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Oración Para Todos Los Días

Señor Dios, Rey Onmipotente: en tus manos están puestas todas las cosas. Si quieres salvar a tu pueblo nadie puede resistir a tu voluntad. Tú hiciste el Cielo y la Tierra y todo cuanto en ellos se contiene. Tú eres el dueño de todas las cosas. ¿Quién podrá resistir a tu Majestad? Señor: Dios de nuestros padres: ten misericordia de tu pueblo porque los enemigos del alma quieren perdernos y las dificultades que se nos presentan son muy grandes. Tú has dicho, "Pedid y se os dará. El que pide recibe. Todo lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo concederá. Pero pedid con fe". Escucha pues nuestras oraciones. Perdona nuestras culpas. Aleja de nosotros los castigos que merecemos y haz que nuestro llanto se convierta en alegría, para que viviendo alabemos tu Santo Nombre y continuemos alabándolo eternamente en el cielo. Amén.

Oración A La Santísima Virgen

Acuérdate, oh, piadosísima Virgen María que jamás se ha oído decir que alguno de cuantos han acudido a tu protección e implorado tu socorro, haya sido abandonado de Ti. Animados por esta confianza a Ti acudimos y aunque agobiados bajo el peso de nuestros pecados nos atrevemos a implorar tu favor pues eres abogada de los pecadores y auxilio de los cristianos.

No deseches, oh, Madre de Dios, nuestras humildes súplicas, más bien, alcánzanos el perdón de nuestros pecados, luz y acierto para hacer una buena confesión de todos ellos, virtud para conservar siempre la gracia de Dios y con tu auxilio, conseguir nuestra eterna salvación.

Y si conviene para el bien de nuestras almas, te pedimos los siguientes favores (cada uno pida las gracias que desee), y deseamos Señora que en todo se cumpla la voluntad de Dios. Amén.

Padre Nuestro, Avemaría, Gloria.

Día Primero

Anunciación Del Ángel A La Virgen María

Lectura del Santo Evangelio: Lucas 1, 26 s.

Fue enviado el ángel Gabriel de parde de Dios, a una ciudad de Galilea llamada Nazaret a una virgen desposada con un varón llamado José, de la casa de David; el nombre de la Virgen era María. Y presentándose a ella le dijo: "Salve, llena de gracia, el Señor es contigo". Ella se turbó al oír aquellas palabras y pensaba qué podría significar aquella salutación. El ángel le dijo: "No temas María, porque has hallado gracia delante de Dios y concebirás y darás a luz un hijo a quien pondrás por nombre Jesús. Él será grande y llamado Hijo del Altísimo y le dará el Señor Dios el trono de David su padre". Dijo María al ángel: "¿Cómo podrá ser esto, pues no conozco varón?" El ángel le contestó y dijo: "El Espíritu Santo vendrá sobre ti y la virtud del Altísimo te cubrirá con su sombra, y por esto el hijo engendrado será santo, será llamado Hijo De Dios". Dijo entonces María: "He aquí la esclava del Señor, hágase en mí según tu palabra".

PRÁCTICA: Leeré una página de un buen libro.

Ejemplo

La Virgen De La Medalla Milagrosa

El 27 de noviembre de 1830 la Virgen Santísima se apareció a Santa Catalina Labouret, humilde religiosa vicentina, y se le apareció de esta manera:

Medalla Milagrosa

La Virgen venía vestida de blanco y azul. Junto a Ella había un globo luciente sobre el cual estaba una cruz. Nuestra Señora abrió sus manos y de sus dedos fulgentes salieron rayos luminosos que descendieron hacia la tierra. María Santísima dijo entonces a Sor Catalina: "Este globo que has visto es el mundo entero donde viven mis hijos. Estos rayos luminosos son las gracias y bendiciones que yo expando sobre todos aquellos que me invocan como Madre. ¡Me siento tan contenta al poder ayudar a los hijos que me imploran proteccion. Pero hay tantos que no me invocan jamás! Y muchos de estos rayos preciosos quedan perdidos, porque pocas veces me rezan".

Entonces alrededor de la cabeza de la Virgen se formó un círculo o aureola con estas palabras: "Oh, María, sin pecado concebida, ruega por nosotros que recurrimos a Ti". Y una voz dijo a Catalina: "Hay que hacer una medalla semejante a esto que estás viendo. Todas las personas que la lleven, sentirán la protección de la Virgen"; y apareció una M y sobre la M una cruz, y debajo los corazones de Jesús y María. Es lo que está hoy en la Medalla Milagrosa.

El Arzobispo de París permitió fabricar la medalla tal cual había aparecido en la visión, y al poco tiempo empezaron los milagros.

Un jefe impío de París admitió que le pusieran al cuello la Medalla Milagrosa y aceptó repetir la oración: "Oh, María sin pecado concebida ruega por nosotros que recurrimos a Ti", y al poco tiempo se convirtió y terminó santamente su vida.

En 1947 el Papa Pío XII canonizó a Catalina Labouret. Al declararla santa aceptó que ella no mintió en lo que narró acerca de la aparición de la Virgen, sino que esta aparición fue realmente verdad. Los maravillosos favores obtenidos con esta medalla y esta oración han venido comprobando que sí en verdad fue una visita que la Madre de Dios vino a hacer en favor de los devotos.

PRÁCTICA: Conseguiré una medalla o una estampita de la Virgen María para llevarla siempre conmigo.

Gozos Para Todos Los Días

Santa Iglesia Universal
repetid con alegría

Sois concebida María
sin pecado original
(O también: Oh, María sin pecado concebida rogad por nosotros que recurrimos a Vos)

Árboles de la montaña
que alzáis las copas al Cielo.
Nieves, escarchas y hielo
y abrumador vendaval
bendecid a vuestra Reina
y repetid a porfía:

Sois concebida María
sin pecado original

Lindas flores de los valles
y flores de los jardines
violetas, rosas, jazmines
de blancura sin igual,
exhalad blandos aromas
y repetid cada día:

Sois concebida María
sin pecado original

Estrellas del firmamento
blanca luna, sol ardiente,
agua clara del torrente
tan limpia como el cristal
bendecid al Dios del Cielo
y repetid a porfía:

Sois concebida María
sin pecado original

Apacible primavera
crudo invierno ardiente estío
fuego granizo y rocío
y asolador temporal.
Ensalzad a nuestra Madre
y decid con alegría:

Sois concebida María
sin pecado original

Pobres ancianos, enfermos;
y jóvenes valerosos,
niños que dormís gozosos
sobre el pecho maternal
alzad los ojos al cielo
y repetid cada día:

Sois concebida María
sin pecado original

Almas nobles fervorosas
en el mundo desterradas,
Vírgenes puras amadas,
del monarca celestial,
complaced a vuestro esposo
repitiendo cada día:

Sois concebida María
sin pecado original

Pueblos todos de la tierra
señores de las naciones
valerosos campeones
de este valle Terrenal,
doblad con amor la frnte
y repetid a porfía

Sois concebida María
sin pecado original

Sacerdotes del Eterno
Pontífices, Confesores
y santos habitadores
de la Ciudad Eterna
repetid mil y mil veces
llenos de santa alegría

Sois concebida María
sin pecado original

Espíritus soberanos
que cercáis nuestros altares
ofreced nuestros cantares
al Rey del Cielo inmortal
y ensalzad a vuestra Reina
repitiendo cada día:

Sois concebida María
sin pecado original

Oración Final Para Todos Los Días

Oh, Dios que por la fecunda virginidad de María nos diste al Autor de la vida y entregaste al género humano los tesoros de la salvación eterna, te rogamos que nos hagas sentir siempre el consuelo de tu protección. Líbranos por la intercesión de los males presentes y de la muerte eterna; concédenos tu ayuda pues somos débiles; haz que nos levantemos de nuestra maldad, y que por la bondad de tan excelente Auxiliadora luchemos con valor acá en la tierra para que podamos alabar tus victorias en el Cielo.

Te pedimos Señor que nosotros tus siervos gocemos siempre de salud de alma y cuerpo y por la intercesión gloriosa de Santa María Virgen, líbranos de las tristezas de este mundo y haz que logremos en la hora de la muerte la victoria contra el maligno enemigo y obtengamos las alegrías del Cielo. Te lo pedimos en el nombre de Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

Por el Supo Pontífice y por la conversión de los pecadores: Dios te salve Reina y Madre...

Bendita sea tu pureza
y eternamente lo sea
pues todo un Dios se recrea
en tan graciosa belleza.
A Ti, Celestial Princesa,
Virgen Sagrada María,
yo te ofrezco en este día
alma, vida y corazón,
mírame con compasión
no me dejes Madre Mía.

En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Día Segundo

Oración para todos los días.

La Visita De La Virgen A Santa Isabel

Lectura del Santo Evangelio: Lucas 1

El ángel dijo a María: "Isabel tu parienta ha concebido un hijo en su vejez, y éste es ya el sexto mes de la que era estéril, porque nada hay imposible para Dios". María entonces se puso en camino con rapidez y fue a la montaña, a una ciudad de Judá, y entró en casa de Zacarías, y saludo a Isabel. Así que oyó Isabel el saludo de María dio saltos de placer el niño en su vientre, e Isabel se llenó de Espíritu Santo y exclamó con fuerte voz: "Bendita entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre. ¿De dónde a mí, que la madre de mi Señor venga a mí? Dichosa tú que has creído porque se cumplirán las cosas que se te han dicho de parte del Señor". Ydijo María: "Mi alma engrandece al Señor, y mi espíritu se alegra en Dios mi salvador, porque ha mirado la humildad de tu sierva, y por eso todas las generaciones me llamarán bienaventurada. Porque ha hecho en mí maravillas el Poderoso, cuyo nombre es santo". María permaneció con Isabel como tres meses, y se volvió a su casa.

Palabra de Dios.

Ejemplo

Las Apariciones De La Virgen De Lourdes

El 11 de febrero de 1858 una niña muy pobre, muy humilde y muy devota de la Virgen iba a traer leña de un campo, cerca de un pueblecito llamado Lourdes (se pronuncia Lurdes) en Francia, cerca de España.

El río estaba muy crecido y ella no podía meterse en agua fría porque sufría de asma. Sus compañeras atravesaron el río para traer leña y ella se quedó sola rezando su rosario. De pronto apareció una luz sobre la roca, como un relámpago, y vio la niña que llegaba por los aires una Señora hermosísima, muy joven, vestida de blanco, con una cinta azul en la cintura, dos rosas en los pies y un rosario en sus manos, la cual le dijo: "Yo soy la Inmaculada Concepción".

La señora invitó a la niña, que se llamaba Bernardita Soubirú, a que viniera varias veces a visitarla junto a esa roca. La niña se lo prometió.

La gente creyó que la niña mentía y todos se burlaban de ella. El mismo sacerdote no le creyó y le exigió que le pidiera a la Virgen un milagro, para saber si era Ella en verdad.

Nuestra Señora le dijo varias veces en sus apariciones: Yo pido tres cosas: 1a. Que recen mucho por los pecadores. 2a. Que abandonen sus pecados y cambien de vida. 3a. Que hagan sacrificios.

En sus apariciones le pedía siempre estas tres cosas. Y para probar que sí era la Madre de Dios la que se le aparecía, hizo tres milagros:

1o. Hizo brotar una fuente de agua de un terreno seco. 2o. Un niño agonizaba con gran fiebre; la mamá lo metió en una fuente de agua friísima que había hecho brotar la Virgen y el niño quedó instantáneamente curado. 3o. Un ciego a quien los médicos le habían dicho que nunca lograría ver, se lavó con agua de la fuente y empezó a ver perfectamente.

Al conocer estos milagros, el sacerdote, el obispo y todo el pueblo creyeron que sí era la Santísima Virgen quien se aparecía a Bernardita, y le construyeron un bellísimo templo allí en el sitio donde se había aparecido.

En estos cien años la Virgen ha hecho más de diez mil milagros de Lourdes, y cada dia llegan millares de peregrinos de todos los países del mundo a visitar el sitio donde Ella se apareció: Los dos mayores milagros que hace cada día son:

  1. Dar paciencia para sufrir con valor las penas de la vida, y
  2. Alejarse del pecado y cambiar de vida.
Ella sigue repitiendo a todos lo que le dijo tres veces a Bernardita: "Tres cosas pido: 1. Rezar mucho por los pecadores. 2. Dejar sus pecados y cambiar de vida. 3. Hacer sacrificios".

Gozos y Oración Final.

Día Tercero 


Oración para todos los días.

El Nacimiento De Jesús

Lectura del Santo Evangelio: Lucas 2

Salió un decreto del Emperador Augusto ordenando hacer un censo del mundo entero. Y todos iban a inscribirse, cada cual a su ciudad. También José que era de lacasa y familia de David, subi´desde la ciudad de Nazaret en Galilea, a la ciudad de David, que se llamaba Belén para inscribirse con su esposa María que estaba en cinta. Y mientras estaba allí, le llegó el tiempo de dar a luz, y dio a luz a su hijo primogénito, lo envolvió en pañales y lo acostó en un pesebre porque no había sitio para ellos en la posada. Y en aquella región  habían unos pastores que pasaban la noche al aire libre, viendo por turno su rebaño. Y un ángel del Señor se les presentó. La gloria del Señor los envolvió y se llenaron de gran temor. El ángel les dijo: "No temáis, os traigo una buena noticia, la gran alegría para todo el pueblo: Hoy en la ciudad de David os ha nacido un Salvador, el Mesías, el Señor. Y aquí tenéis la señal, encontraréis un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre". Y apareció una legión de ángeles que cantaban.

"Gloria a Dios en el Cielo y paz en la tierra a los hombres que ama el Señor". Fueron los pastores y se encontraron a María, a José y al niño acostado en un pesebre. Y cuantos les oían lo que contaban los pastores, se maravillaban. Y María guardaba todo esto y lo meditaba en su corazón.

Palabra de Dios.

PRÁCTICA: Recordaré un favor de Dios y le daré gracias.

Ejemplo

La Conversión De Ratisbona, 1842

Era un poderoso banquero judío. Despreciaba a los católicos. Un día fue a Roma como turista a conocer antigüedades. Se hospeda en una  familia en donde le prodigan admirables atenciones. Al despedirse les dice: "Pídanme un regalo. Quiero hacérselo, aunque sea costoso". Entonces el jefe del hogar le responde: "Mira Tobías: yo Teodoro Bussiere era protestante. Me volví católico y me encuentro feliz en mi religión. Mi más grande amor después de Dios, es la Inmaculada Virgen María. El único favor que te pido es éste: Llevar al cuello esta medallita de la Virgen Milagrosa que te regalo". El judío aceptó solamente porque le daba pena disgustar a esta familia que lo había atendido tan maravillosamente. Como hombre caballeroso que era, llevaba su medalla con mucho respeto. Poco después entró a conocer la Iglesia de San Andrés. Y mientras observaba el altar de la VirgenMilagrosa sintió que lo demás desaparecía y frente a él quedaba solamente la imagen de la Inmaculada Virgen llena de luz y de dulzura. La Madre Santísima lo saludó sonriente y desapareció. Ratisbona cayó inmediatamente de rodillas y se echó a llorar. Se convirtió al catolicismo, y dedicó todo el resto de su vida a convertir judíos al cristianismo y a propagar la devoción a la madre de Dios. Fundó en tierra Santa una comunidad religiosa para este fin.

PRÁCTICA: Pediré perdón a Dios por alguno de mis pecados.

Gozos y Oración Final.

Día Cuarto

Oración para todos los días.

De Tal Manera Amó Dios Al Mundo

Lectura del Santo Evangelio: Juan 3, 16-21

En aquel tiempo, dijo Jesús a Nicodemo: Tanto amó Dios al mundo, que le dio su Unigénito Hijo, para que todo el que crea en él no perezca, sino que tenga la vida eterna; pues Dios no ha enviado a su Hijo al mundo para que juzgue al mundo, sino para que el mundo sea salvo por Él. El que cree en él no es juzgado; el que no cree, ya está juzgado, porque no cree en el nombre del Unigénito Hijo de Dios. Y el juicio consiste en que vino la luz al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas. Porque todo el que obra mal, aborrece la luz, y no viene a la luz, porque sus obras no sean reprendidas. Pero el que obra la verdad, viene a la luz, para que sus obras sean manifiestas, pues están hechas en Dios.

Palabra de Dios.

Ejemplo

¿Cómo Fueron Las Apariciones De La Virgen En La Salette?

En el año de 1846 en La Salette, Francia, fueron al campo dos humildes pastorcitos a custodiar sus ovejas. Se llamaban Melania y Maximino. Eran toscos y bruscos, porque no habían recibido educación, pero al mismo tiempo eran inocentes y purs como el agua de las montañas. De pronto vieron del cielo un globo luminoso que se abría y en medio aparecía Nuestra Señora. Lloraba y parecía una mamá maltratada por sus hijos. Ellos se conmovieron mucho al verla así y escucharon que les decía con tristeza: "Es muy pesado el brazo justiciero de mi Hijo que está por caer sobre el mudno. Ya no puedo contenerlo más. Si mi pueblo no quiere obedecer a la ley de Dios, tendré que dejar caer el brazo castigador de mi Hijo, y entonces vendrán grandes tristezas sobre la tierra".

La Virgen añadió: "Seis días concede Dios a la gente para trabajar, y se reserva Él el séptimo día. Pero la gente no quiere hacerle caso y trabaja el domingo. Y qué vocabulario horrible usan las personas en sus conversaciones y en sus momentos de mal genio. Estos dos pecados: el no santificar el domingo y el hablar lo que no se debe decir, hacen muy pesado el brazo de mi Hijo. Si la gente no se corrige  de esto, vendrán carestías, plagas y enfermedades. Pero si la gente se convierte, entonces Dios les dará abundancia".

Luego les dijo a los dos pastorcitos: "Decidme vosotros: ¿sí rezáis bien vuestras oraciones?" Maximino le respondió: "Muy poco bien, Señora". Y la Virgen les dijo: "Ay, hijitos míos, es necesario rezar bien cada mañana y cada tarde. Si tenéis poco tiempo decid al menos una vez el Padre Nuestro y el Dios te Salve María. Pero si podéis, rezad más. Rezad más. Mirad algo triste que está sucediendo: a la Misa del día del Señor no van sino pocas personas. Los demás trabajan los domingos y se burlan de la religión. Esto es un gran mal, que traerá muchos castigos".

Y siguió diciendo María Santísima: "Es necesario hacer penitencia, convertirse, dejar cada uno su vida de pecado. Si no, el castigo de mi Hijo será muy pesado. Hacedlo saber a todo el pueblo". Y se fue elevando.

PRÁCTICA: Leeré una página de un buen libro.

Gozos y Oración Final.

Día Quinto

Oración para todos los días.

Parábola De La Viuda Y El Juez Injusto

Lectura del Santo Evangelio: Lucas 18, 1-8

Para inculcar a sus discipulos la necesidad de orar siempre y sin desanimarse, les dijo el Señor esta parábola: "En una ciudad había un juez que no tenía temor a Dios ni respeto a los hombres. Había también allí una viuda, que iba a donde el juez a pedirle que la defendiera de un enemigo que tenía. Por mucho tiempo el juez no quiso hacerle caso; pero al fin, aunque  no tenía temor a Dios ni respeto a los hombres, dijo para sus adentros: 'Es tanto que esta viuda me molesta, que voy a defenderla. Sino, de tanto venir a quejarse me va a desesperar'. Y añadió el Señor: 'Esto es lo que dice un juez sin conciencia. ¿Y creéis que Dios no saldrá en defensa de sus escogidos cuando claman a Él día y noche? ¿Creéis que los dejará esperando? Yo os digo: sin demora saldrá en defensa de ellos. Pero cuando venga el Hijo del hombre, ¿encontrará en la tierra esa confianza?'"

Palabra de Dios.

Ejemplo

El Retrato De La Virgen María Hecho Por San Ambrosio

San Ambrosio es uno de los santos más famosos de la antigüedad. Gran sicólogo, es uno de los escritores más originales e influyentes de la Iglesia. Era gobernador de la gran ciudad de Milán, cuando por aclamación del pueblo fue elegido obispo de esa misma ciudad. En el año 377 escribe a su hermana, religiosa en Roma, lo que se ha llamado: "El Retrato de la Virgen, escrito por San Ambrosio". Dice así:

"¿Quién más noble que la Madre de Dios? ¿Quién más esplendorosa que Aquella a quien ha elegido por madre el que es el esplendor eterno? ¿Quién más casta que la madre que ha traído a su Hijo al mundo permaneciendo Virgen? Ella era virgen pura no sólo en el cuerpo sino también en el espíritu. A Ella nunca ningún pecado consiguió manchar su pureza; era humilde de corazón; reflexiva en sus resoluciones; prudente; discreta en palabras; ávida de leer y de oír la palabra de Dios; no ponía su esperanza en las riquezas sino en la oración y en los favores que Dios concede a quienes  ayudan a los pobres; aplicada al trabajo; tomaba por juez de su alma no lo que opinaran los demás sino lo que opina Dios; no trató nunca mal a nadie; era amable con todos; llena de respeto por los ancianos, sin envidia con los de su edad; modesta, razonable, amaba la virtud. Jamás ofendió a sus padres ni siquiera en su actitud. Nadie la veía en desacuerdo con sus parientes. No rechazaba al humilde, ni se burlaba del débil, ni evitaba al miserable. Solamente asistía a aquellas reuniones a las que aconsejaba asistir la caridad y en las cuales no tuviera ningún peligro su modestia y castidad. Jamás nadie vio una dureza en su mirada, una falta de medida en sus palabras, ni una imprudencia en sus actos".

PRÁCTICA: Apartar algunos dineros o ropa en muy buen estado, o un buen mercado, un buen libro, etc. para darlos en estos días a gentes muy pobres.

Gozos y Oración Final.

Día Sexto

Oración para todos los días.

Presentación Del Niño Jesús En El Templo

Lectura del Santo Evangelio: Lucas 2

Cumplidos los 40 días de nacido, José y María llevaron a Jesús al templo de Jerusalén para presentarlo al Señor, según está mandado en la Ley de Moisés: "Todo primogénito sea consagrado al Señor". Había en Jerusalén un hombre justo y piadoso llamado Simeón. Le había sido revelado por el Espíritu Santo que no vería la muerte antes de ver al Cristo del Señor. Movido por el Espíritu vino al templo al entrar los padres con el niño Jesús para cumplir lo que prescribe la ley, Simeón lo tomó en sus brazos y bendiciendo a Dios dijo: "Ahora Señor, según tu promesa puedes dejar a tu siervo irse en paz, porque mis ojos han visto a tu Salvador, a quien has presentado ante los pueblos, luz para alumbrar a las naciones y gloria a tu pueblo Israel". Su padre y su madre estaban maravillados de las cosas que decían de él. Simeón los bendijo y dijo a María su madre: "Este niño está puesto para caída y levantamiento de muchos en Israel, y para signo de contradicción y una espada atravesará tu alma para que se descubran los pensamientos de muchos corazones".

Palabra de Dios.

Ejemplo

¿Cuándo Y Cómo Proclamó La Iglesia Católica El Dogma De La Inmaculada Concepción?

El 8 de diciembre de 1854 el Sumo Pontífice, Pío Nono, después de recibir peticiones de todos los obispos y Universidades Católicas del mundo para que lo hiciera, se reunió en la iglesia más grade y bella del mundo, la Basílica de San Pedro en Roma, con más de 200 prelados, cardenales, arzobispos, obispos, embajadores y miles y miles de fieles católicos, y en medio de la emoción general declaró solemnemente: "Declaramos que la doctrina que dice que María fue concebida sin pecado original, es doctrina revelada por Dios y que a todos obliga creerla como dogma de fe".

En ese momento las campanas de las 300 torres de Roma se echaron al vuelo. Palomas mensajeras salieron en todas direcciones llegando la grata noticia, y en los 400.000 templos católicos del mundo se celebraron grandes fiestas en honor de la Inmaculada Concepción de la Virgen María.

Lo Que Sintió El Papa Pio Nono

Unas monjitas le preguntaron al gran Pontífice Pío Nono: "Santo Padre: ¿qué sintió su Santidad en el momento en que proclamó el Dogma de la Inmaculada Concepción el 8 de diciembre de 1854? Porque lo veíamos como transformado y con el rostro iluminado".

Y el Santo Pontífice respondió: "En el momento en que declaré que la doctrina que enseña que la Virgen María fue concebida sin pecado original, es un dogma de fe, sentí un conocimiento tan claro y grande de la inseparable pureza de la Virgen María que nadie podía describir; mi alma quedó llena de alegrías nunca sentidas. Reunid todas las grandes alegrías de nuestra vida: las del día de la Primera Comunión, las del día de Toma de Hábito y del día de la Profesión, las de las Bodas de Plata, etc., etc., y tendréis una pequeña idea de lo que mi alma sintió en aquella fecha memorable".

PRÁCTICA: Recordaré un favor de Dios y daré gracias.

Gozos y Oración Final.

Día Séptimo

Oración para todos los días.

Pérdida Y Hallazgo Del Niño Jesús En El Templo

Lectura del Santo Evangelio: Lucas 2

El niño Jesús crecía y se fortalecía lleno de sabiduría, y la gracia de Dios estaba en Él. Sus padres iban cada año a Jerusalén en la fiesta de la Pascua. Cuando era ya de doce años, subieron a la fiesta, según costumbre, y cuando terminó se volvieron, pero el niño Jesús se quedó en Jerusalén, sin que sus padres lo echasen de ver. Pensando que estaba en la caravana anduvieron camino de un día. Buscáronle entre los parientes y conocidos, y al no hallarle se volvieron a Jerusalén en busca suya. Al cabo de tres días lo hallaron en el templo, sentado en medio de los maestros, escuchándoles y haciéndoles preguntas; todos los que lo oían quedaban asombrados de su talento y de las respuestas que daa. Cuando sus padres le vieron, quedaron sorprendidos y le dijo su madre: "Hijo, ¿por qué nos has tratado así? Mira que tu padre y yo te buscábamos angustiados". Él les contestó: "¿Por qué me buscábais? ¿No sabíais que yo debía estar en la casa de mi padre?" Pero ellos no comprendieron lo que quería decir. Él bajó con ellos a Nazaret y siguió bajo su autoridad. Su madre conservaba todo esto en su corazón.

Palabra de Dios.

Ejemplo

En Una Terrible Tentación

San Antonio Claret cuando era joven tuvo una espantosa tentación (1831) y vio a la Virgen María que le ofrecía una bellísima corona si vencía. A su lado veía todo un ejército de demonios atacándolo pero con su oración confiada a la Madre de Dios logró alejar la tentación de impureza. Siempre tenía cerca de él una imagen de Nuestra Señora, y exclamaba: "Le rezo a la imagen de la Virgen, con la intención de que esas palabras le lleguen a la verdadera Virgen que está en el cielo". Y propagó por todas partes esta oración que llegó a ser muy popular: "Oh, Virgen y Madre de Dios, yo me entrego por hijo tuyo y en honor de tu pureza te ofrezco mi alma, mi cuerpo, potencias y sentidos y te suplico que me alcances la gracia de no cometer pecado alguno. Madre, aquí tienes a tu hijo (tres veces). En Ti, Madre Dulcísima, he puesto toda mi confianza. No quedaré nunca confundido. Amén". Muchas personas han experimentado la eficiencia de esta bella oración.

PRÁCTICA: Por amor a Dios, callaré cuando esté de mal genio.

Gozos y Oración Final.

Día Octavo

Oración para todos los días.

Las Bodas De Caná

Lectura del Santo Evangelio: Juan 2

Había una boda en Caná de Galilea, y la madre de Jesús estaba allí, Jesús y sus discípulos estaban también invitados a la boda. Faltó vino y la madre de Jesús le dice: "No les queda vino". Jesús le contesta: "Mujer, déjame, todavía no ha llegado mi hora". Su madre dice a los sirvientes: "Haced lo que Él os diga". Había allí colocadas seis vasijas de piedra, para la purificación de los judíos, de unos cien litros cada una. Jesús les dice: "Llenad de agua esas vasijas". Y las llenaron hasta arriba. Entonces les manda: "Sacad ahora y llevádselo al mayordomo". Ellos lo llevaron. El mayordomo probó el agua convertida en vino, sin saber de dónde venía (los sirvientes sí lo sabían, pues habían sacado el agua) y entonces llama el novio y le dice: "Todo el mundo pone primero el vino bueno y cuando ya están bebidos el peor, Tú en cambio has guardado el vino bueno hasta ahora". Así en Caná de Galilea, Jesús comenzó sus milagros, manifestó su gloria y creció la fe de sus discípulos en Él.

Palabra de Dios.

Ejemplo

El Sermón Más Célebre De San Bernardo, Acerca De La Virgen María

Si se levanta la tempestad de las tentaciones, si caes en el escollo de las tristezas, eleva tus ojos a la Estrella de la Mar: ¡Invoca a María! Si la cólera, la avaricia, la sensualidad de tus sentidos quieren hundir la barca de tu espíritu, que tus ojos vayan a esa estrella: ¡Invoca a María! Si ante el recuerdo desconsolador de tus muchos pecados y de la severidad de Dios, te sientes ir hacia el abismo del desaliento o de la desesperación, lánzale una mirada a la estrella, e invoca a la Madre de Dios. En medio de tus peligros, de tus angustias, de tus dudas, piensa en María: ¡Invoca a María! El pensar en ella y el invocarla, sean dos cosas que no se aparten nunca ni de tu corazón ni de tus labios. Y para estar más seguro de tu protección no te olvides de imitar sus ejemplos. ¡Siguiéndola no te pierdes en el camino! ¡Implorándola no te desesperarás! ¡Pensando en Ella no te descarriarás! Si Ella te tiene de la mano no te puedes hindir. Bajo tu manto nada hay que temer. Bajo su guía no habrá cansancio, y con su favor llegarás felizmente al Puerto de la Patria Celestial. Amén.

PRÁCTICA: Leeré algún buen libro especialmente "El Libro de la Virgen" o el libro "Las Glorias de María".

Gozos y Oración Final.

Día Noveno

Oración para todos los días.

La Virgen Y El Demonio

Lectura de la Santa Biblia: Apocalipsis 12

Apareció en el cielo una señal grande: una mujer envuelta en el sol, con la luna debajo de sus pies, y sobre la cabeza una corona de doce estrellas. Y esa mujer iba a dar a luz un hijo. Apareció en el cielo otra señal: un gran dragón de color de fuego, y se puso delante de la mujer para devorar al hijo apenas naciera. Y la mujer dio a luz un varón que habrá de gobernar a todas las naciones. Y ese hijo fue llevado al trono de Dios. Y el dragón, laantigua serpiente, llamado diablo y Satanás se puso a perseguir a la mujer que había dado a luz su hijo varón. Pero le fueron dadas a la mujer dos alas de águila grande para que volase al desierto. La serpiente arrojó de su boca, detrás de la mujer como un río de agua para hacer que el río la arrastrase, pero la tierra vino en ayuda de la mujer, y abrió la tierra su boca y se tragó el río que el dragón había arrojado de su boca. Se enfureció el dragón contra la mujer y se fue a hacer la guerra contra el resto de su descendencia contra los que observan los mandamientos de Dios y siguen las enseñanzas de Jesús.

Palabra de Dios.

PRÁCTICA: Rezaré una oración por la conversión de los pecadores.

Ejemplo

Un Moribundo Cuenta Un Secreto

Uno de los jóvenes de más alta fama de santidad, en el siglo pasado fue Luis Comollo, un seminarista cuya biografía se hizo famosa en toda Italia. Era compañero de estudios e íntimo amigo de San Juan Bosco, el cual cuenta de la siguiente manera lo que sucedió a Luis cuando estuvo en agonía.

Comollo se enfermó y estaba agonizante. Juan corrió a su cabecera y lo encontró en los más terribles temores. Un gran miedo al juicio de Dios lo invadía. Recordaba que "todos tendremos que presentarnos ante el Tribunal de Dios para darle cuenta de todo lo que hemos hecho, de lo bueno y de lo malo" y que "hasta de una palabra dañosa tendremos que dar cuenta en el día del juicio" (Mateo 12, 36). Sabíamuy bien que Dios perdona pero no deja ni un solo pecado sin castigo y esto lo horrorizaba. Temblaba de pies a cabeza. Y de pronto tuvo una terrible pesadilla: lloraba angustiado, gritaba y se estremecía. Después recobró la calma, la sonrisa volvió a sus labios y tomando de la mano a Juan le dijo alegremente: "Juan, ya no me condeno. Ya no me condeno. Me lo ha dicho la Virgen".

Y narró a su amigo el sueño que había tenido: Vio que sus pecados lo llevaban al infierno. Ya el demonio estaba listo a recibirlo y él temblaba espantado, cuando de pronto sintió una voz dulcísima: era la Santísima Virgen que se acercaba diciendo: "No, tú no te condenas, porque para los que me honran sinceramente no hay condenación" y tomándolo de la mano lo apartó de aquel lugar de tormentos.

En adelante, Luis Comollo, ya no tuvo angustias ni sustos. Poco antes de morir dijo a su amigo Bosco: "Lo que más me consuela en la hora de la muerte es haber comulgado muchas veces y haber rezado mucho a la Santísima Virgen".

Gozos y Oración Final.

jueves, 5 de septiembre de 2019

El Señor Es Mi Fuerza - Cantos

El Señor Es Mi Fuerza

El Señor es mi fuerza
mi roca y salvación

Tú me guías por sendas de justicia
me enseñas la verdad
tú me das el valor para la lucha
sin miedo avanzaré

El Señor es mi fuerza
mi roca y salvación

Iluminas las sendas de mi vida
al mundo das la luz
aunque pase por valles de tinieblas
yo nunca temeré

El Señor es mi fuerza
mi roca y salvación

jueves, 29 de agosto de 2019

Canta Canta - Cantos

Canta Canta

Canta, canta, canta en la mañana
canta al mediodía
canta, canta, canta
cuando el sol se va

Gloria, gloria, gloria en la mañana
gloria al mediodía
gloria, gloria, gloria
cuando el sol se va

Cristo siempre, Cristo en la mañana
Cristo al mediodía
Cristo, siempre Cristo
cuando el sol se va

jueves, 22 de agosto de 2019

Danos Un Corazon Grande Para Amar - Cantos

Danos Un Corazon Grande Para Amar

Danos un corazón grande para amar
danos un corazón fuerte para luchar

Hombres nuevos, creadores de la historia
constructores de nueva humanidad
hombres nuevos que viven la existencia
como riesgo de un largo caminar

Danos un corazón grande para amar
danos un corazón fuerte para luchar

Hombres nuevos, amando sin fronteras
por encima de razas y lugar
hombres nuevos al lado de los pobres
compartiendo con ellos techo y pan

Danos un corazón grande para amar
danos un corazón fuerte para luchar

jueves, 15 de agosto de 2019

Aleluya El Señor Resucito - Cantos

Aleluya El Señor Resucito

Aleluya, aleluya, aleluya
aleluya, aleluya, aleluya
el Señor resucitó

El Señor resucitó, cantadle con alegría
demos gracias al Señor, Aleluya

Aleluya, aleluya, aleluya
aleluya, aleluya, aleluya
el Señor resucitó

Mi pecado redimió, Cristo Dios, subiendo al cielo
nueva vida ahora tengo, Aleluya

Aleluya, aleluya, aleluya
aleluya, aleluya, aleluya
el Señor resucitó

jueves, 8 de agosto de 2019

Pescador De Hombres - Cantos

Pescador De Hombres

Tú has venido a la orilla
no has buscado ni a sabios ni a ricos
tan sólo quieres que yo te siga

Señor, me has mirado a los ojos
sonriendo has dicho mi nombre
en la arena he dejado mi barca
junto a ti buscaré otro mar

Tú sabes bien lo que tengo
en mi barca no hay oro ni espadas
tan sólo redes y mi trabajo

Señor, me has mirado a los ojos
sonriendo has dicho mi nombre
en la arena he dejado mi barca
junto a ti buscaré otro mar

Tú necesitas mis manos
mi cansancio que a otro descanse
amor que quiera seguir amando

Señor, me has mirado a los ojos
sonriendo has dicho mi nombre
en la arena he dejado mi barca
junto a ti buscaré otro mar

Tú pescador de otros lagos
ansia eterna de almas que esperan 
amigo bueno que así me llamas

Señor, me has mirado a los ojos
sonriendo has dicho mi nombre
en la arena he dejado mi barca
junto a ti buscaré otro mar

jueves, 1 de agosto de 2019

Yo Te Doy La Mano - Cantos

Yo Te Doy La Mano

Yo te doy la mano y te brindo mi amistad
tú me das la mano y me enseñas a volar
somos hombres libres, nadie nos arrancará
esta paz profunda que nos da la libertad

Yo no pienso mucho en mí
tú no piensas mucho en ti
y toda la vida la entregamos con amor

Ignoramos el rencor
asumimos el dolor
somos hombres libres y cantamos on amor

jueves, 25 de julio de 2019

Puedo Confiar - Cantos

Puedo Confiar

Puedo confiar en el Señor
que me va a guiar
puedo confiar en el Señor
que no va a fallar

Si  el sol llegando a oscurecer
no brillase más
yo igual confío en el Señor
que no va a fallar

Puedo descansar, puedo descansar
puedo descansar, puedo descansar
en su mansión
Él me acogerá

jueves, 18 de julio de 2019

Eres Tu - Cantos

Eres Tu

La verdad , la luz, el amor
la verdad, la luz, el amor eres Tú

La verdad que es pura y es blanca
que llena las vidas de luz y de amor
la verdad que todos cantamos 
la verdad eres Tú

Tú, Señor, eres Tú

Nuestra luz, que es limpia y es clara
que siembra verdades y alumbra el amor
nuestra luz, que enciende a los hombres, 
nuestra luz eres Tú

Tú, Señor, eres Tú

jueves, 11 de julio de 2019

Tuyos Son Nuestros Dias - Cantos

Tuyos Son Nuestros Dias

Tuyos son Señor, tuyos son nuestros días
tuyos son Señor, tuyo es nuestro porvenir

Tú nos diste la alegría
de vivir cada mañana
de sentirnos en tus manos
hoy cantamos para Ti

Tú derramas fortaleza
en la lucha de mi vida
Tú estás siempre a nuestro lado
hoy cantamos para Ti

jueves, 4 de julio de 2019

Yo Tengo Un Amigo - Cantos

Yo Tengo Un Amigo

Yo tengo un amigo que me ama
me ama, me ama
yo tengo un amigo que me ama
su nombre es Jesús
que me ama, que me ama
que me ama con su tierno amor
que me ama, que me ama
que me ama con su tierno amor

Tú tienes un amigo que te ama
te ama, te ama
tú tienes un amigo que te ama
su nombre es Jesús
que te ama, que te ama
que te ama con su tierno amor
que te ama, que te ama
que te ama con su tierno amor

Tenemos un amigo que nos ama
nos ama, nos ama
tenemos un amigo que nos ama
su nombre es Jesús
que nos ama, que nos ama
que nos ama con su tierno amor
que nos ama, que nos ama
que nos ama con su tierno amor

Yo tengo una madre que me ama
me ama, me ama
yo tengo una madre que me ama
la Madre de Jesús
que me ama, que me ama
que me ama con su tierno amor
que me ama, que me ama
que me ama con su tierno amor

jueves, 27 de junio de 2019

Siempre Confio - Cantos

Siempre Confio

Siempre confío en mi Dios
siempre confío en mi Dios
Él me conduce, no temo
me acompaña a caminar

Aunque sin luz camine yo en la noche
aunque el temor me impida avanzar

Aunque perdido yo vaya por las calles
sin encontrar amor y amistad

Aunque yo inquieto me mueva todo el día 
sin encontrar la paz del corazón

jueves, 20 de junio de 2019

Canto De Maria - Cantos

Canto De Maria

Yo canto al Señor, porque es grande
me alegro en el Dios que me salva
feliz me dirán las naciones
en mí descansó su mirada

Unidos a todos los pueblos
cantemos a Dios que nos salva

Él hizo en mí obras grandes
su amor es más fuerte que el tiempo
triunfó sobre el mal de nuestro mundo
derriba a los hombres soberbios

jueves, 13 de junio de 2019

Yo Tengo Fe Que Todo Cambiara - Cantos

Yo Tengo Fe Que Todo Cambiara

Yo tengo fe que todo cambiará
que triunfará por siempre el amor
yo tengo fe que siempre brillará
la luz de la esperanza, no se apagará jamás

Yo tengo fe, yo creo en el amor
yo tengo fe, también mucha ilusión
porque yo sé será una realidad
el mundo de justicia que ya empieza a despertar

Yo tengo fe, porque yo creo en Dios
yo tengo fe será todo mejor
se callarán el odio y el dolor
la gente nuevamente hablará de su ilusión